FM14coverLa saga Football Manager siempre ha sido una cuenta pendiente que he tenido durante muchos años de mi vida. Veía a la gente enganchadísima y yo no era capaz de tan siquiera terminar una temporada cada vez que lo probaba.
Me encanta el fútbol y me gustan los juegos de fútbol, ¿por qué algo como Football Manager no me enganchaba?

Era una cuestión de cambiar el chip. Cuando asimilas y entiendes que lo menos importante del juego son los partidos de fútbol es cuando empiezas realmente a disfrutarlo.
A Football Manager 2013 le dediqué unas 40 horas. Ahí se podría decir que empecé a entender de qué iba el tema.

Con Football Manager 2014 llevo 74 horas y acabo de terminar mi tercera temporada. Una media de 24 horas por temporada. Una completa locura.

Creo que explicar a estas alturas de qué va Football Manager es tan osado como innecesario. Así que he decidido enfocar el análisis de una forma algo distinta.
Os quiero contar brevemente cómo han sido mis tres primeras temporadas en Football Manager 2014. ¿Empezamos?


Temporada 1, iniciándome en la K-League.

Siento especial predilección por Corea del Sur. Sobre todo por su cine y, en menor medida, por su selección de fútbol (es una historia larga que no viene al caso contar). Tenía muy claro que iba a empezar mi primera temporada allí y, por supuesto, manejando al Seoul. También me había marcado un objetivo: no salir de ese club hasta conseguir Liga, Copa y Champions.

Lo primero que aprendes cuando juegas a Football Manager es que tu experiencia con él te va insuflar una inyección de cultura futbolística. En FM14 todo lo que vemos es real, los jugadores son reales, sus clubes, competiciones, e incluso el comportamiento de todo el entorno que rodea al equipo.

Mi afición se excitaba demasiado días antes de enfrentarme al Suwon (casi siempre me ganaban, por cierto). Es ahí cuando descubrí la intensa y eterna rivalidad real que tienen estos dos clubes.
También me llevé una sorpresa cuando terminé la liga y descubrí que allí en Corea el título y el descenso se decidía en una segunda fase donde los siete primeros y los siete últimos se enfrentaban entre sí nuevamente. ¿Sabéis lo que quiere decir esto? Que en FM14 se han molestado en trasladar de forma realista las ligas de 51 países distintos. Es una completa burrada de trabajo. Sobre todo cuando miras a, por ejemplo, Pro Evolution Soccer, que trae solo 5 o 6 ligas y ves que no son capaces de hacerlo bien. Y con hacerlo bien me estoy refiriendo a algo tan simple como respetar las normas de la liga a la que supuestamente estás simulando. No pido mucho.

fm14-1

Mis primeros pasos manejando al Seoul fue intentar conocer a los futbolistas. Afortunadamente ya conocía a la mayoría y no me costó mucho hacer la alineación. Aquí lo tuve claro: puse a los mejores. Y me llevé la desagradable sorpresa de que ganaba todos los partidos con mucha facilidad y sin apenas intervenir dando instrucciones durante el encuentro.
Me decía a mí mismo: “pues vaya mierda de simulador”. Pero, en el momento menos pensado, liderando la tabla de clasificación, mi equipo perdió contra el colista. ¿Exceso de confianza? Lo hemos visto en la vida real muchas veces. Igual que lo que me pasó a mí a partir de ese momento: la moral de mi equipo bajó y encadené una serie de derrotas que me hizo perder el liderato y quedarme casi en la parte media de la tabla. No daba crédito. En mi obsesión por volver a la situación inicial solamente ponía a los “titulares”, convenciéndome de que ellos serían los que tendrían que devolver al equipo a su lugar en la tabla. Pero los problemas continuaron, muchos jugadores se sentían molestos ante la falta de minutos. Algunos me pedían irse cedidos, otros directamente querían ser transferidos. La situación era un caos.

En medio de toda esta tormenta acabé eliminado de la Champions en octavos de final y la prensa empezó a lanzar dardos envenenados que aseguraban que la directiva estaba cuestionando mi trabajo al frente del equipo.
Y efectivamente lo estaba haciendo fatal, excepto por un pequeño detalle: llegué a colarme en semifinales de la Copa de Corea. Debo decir que en Corea del Sur llegar a cuartos o semifinal de la Copa no es muy complicado, puesto que en ella intervienen hasta equipos que no son profesionales, por lo que resulta bastante fácil colarse en las últimas rondas si eres un equipo de primera.

La moral del grupo empezó a subir, en parte porque esta vez me esforcé en tener charlas con ellos y hacer rotaciones que permitieron jugar a la mayoría. Empezamos a encadenar victorias en liga que nos acercaron al liderato, pero ya habíamos perdido demasiados puntos como para ser un aspirante serio al título.
En toda esta buena racha de resultados logré colarme en la final de la Copa.

El partido fue contra el Seongnam. Aquí descubrí por primera vez lo que se sufre en un partido importante de FM14. Llegar a la final de una competición, disputarla y que tú solo seas un espectador (en realidad no, pero ya me entendéis) es algo que remueve los nervios hasta límites impensables. Algo solamente comparable a ver un partido real de tu equipo.

La final acabé ganándola y con eso pude salvar la temporada. La directiva, que empezaba a cuestionarme, se relajó y me dieron la oportunidad de seguir dirigiendo al equipo.

En mi primer año conseguí la Copa del país. No está nada mal, ¿no?

fm14-2

ESTO NO PASA EN LA LIGA ESPAÑOLA

Temporada 2, entendiendo la K-League.

Mi segunda temporada en la K-League me supuso una serie de desagradables sorpresas. La más impactante fue descubrir que el mejor jugador de mi equipo, Yun il Lok, tenía que cumplir el servicio militar obligatorio del país, así que me lo quitaban durante 2 años. ¿¿¿¿???? Mi cara fue un poema. Me informé por internet y efectivamente eso ocurre actualmente en la K-League con sus jugadores.
De hecho para que no pierdan la forma durante los dos años de cumplimiento se decidió que esos jugadores podrían disputar partidos con equipos de las fuerzas de seguridad del estado.
¡Vaya con el realismo de FM14!

Superado el shock inicial me vino de sopetón otra bofetada: en la alineación que se presenta ante un partido de la K-League debe haber, obligatoriamente, un jugador sub-23 como titular y otro como suplente. No había tenido que sufrir esta norma puesto que mi joven Yun il Lok era titular indiscutible siempre, pero ahora las cosas cambiaron.

Tuve que ir al mercado y empezar a buscar jugadores como loco. Y he aquí la tercera bofetada: un equipo de la K-League solo puede tener a tres jugadores extranjeros durante los partidos.
Ya os imaginaréis lo que supone algo así. Limitarte solo a poder fichar a jugadores de un país es algo bastante frustrante. Y si encima ese país es Corea del Sur, donde casi todos sus jugadores se llaman igual, la situación se vuelve bastante loca.

Quise aprovechar uno de los huecos que me permiten tener a jugadores extranjeros para fichar al gran Raúl, ya que mis delanteros daban bastante vergüenza ajena.
Conseguí hacerle una oferta millonaria al club y, después de mucho insistir, conseguí que aceptaran ponerme en negociaciones con el jugador. Pero aquí se terminaron todas mis ilusiones, el representante de Raúl me dijo que su cliente no estaba interesado de ninguna de las maneras en formar parte de mi equipo.
Aquí se aprende otra de las lecciones más duras de FM14: la situación es realista SIEMPRE. No esperéis que un gran jugador vaya a tu equipo solo porque hayas conseguido reunir mucha pasta, eso solo pasa con Etoo.

FM14-3

Conseguí salir adelante y de forma bastante satisfactoria. Ya me manejaba bastante bien con el equipo y la temporada empezaba a pintar bastante bien. De nuevo en semis de Copa, entre los tres primeros en la liga y, atención, en cuartos de la Champions.

Pero entonces ocurrió lo que considero uno de los grandes fallos de FM14: las lesiones irreales. No es normal que se lesionen tantos jugadores SIEMPRE durante todas las temporadas.
Mis mejores jugadores fueron cayendo uno a uno y eso fue repercutiendo negativamente en los partidos. Además, por si fuera poco, empezó el mundial.
No sé si lo sabéis, pero la K-League se juega en distintas fechas que las ligas Europeas. Y, sopresa, esa fecha coincide con el mundial.
¿Y qué pasó? Pues que varios de mis mejores jugadores fueron convocados por su selección, y todo ello durante la fase más crítica de la temporada.

El resultado creo que era previsible: dejé de ser un serio aspirante a ganar la liga y perdí la eliminatoria de la Champions.
Se volvía a cuestionar mi puesto hasta que, en un giro de guión imprevisto, consigo meterme por los pelos nuevamente en la final de la Copa. Esta vez contra el Sangju.
Afortunadamente el partido lo gané de paliza y conseguí hacerme con el trofeo por segundo año consecutivo.

Suficiente para que la directiva siguiera confiando en mí. Dos títulos en dos años. Me sentía orgulloso.

Temporada 3, lección aprendida.

Con dos temporadas a mis espaldas tenía muy claro que no iba a caer nuevamente en el error de contar con una plantilla limitada. Me lié a fichar como si no hubiera un mañana y conseguí hacerme con una plantilla de 25 jugadores. Esto también tenía sus riesgos: a más jugadores, mayor posibilidad de que surjan malos comportamientos.

Me las arreglé bastante bien para llevar al equipo durante toda la temporada. Iba bien en la Liga y en la Champions. Todo esto ocasionó que empezara a descuidar un poco la Copa. Visto lo visto, pensaba que lograría colarme de nuevo en la final sin muchas dificultades. Gran error, un un partido contra un equipo de segunda división quedé eliminado.

El golpe moral fue bastante grande, no solo entre la plantilla y la afición, sino conmigo mismo. Me impuse la norma de que si esta temporada no conseguía ninguno de los dos grandes títulos que me quedaban, dejaría el juego.

Volví a sufrir bastantes lesiones, pero gracias a mi planificación pude salir adelante. Por primera vez pasé a semifinales de la Champions y empecé a sentir un cosquilleo en la barriga. ¿Y si se cumplía el sueño de ganarla? El calendario tan apretado hizo que dejara en un segundo plano la competición liguera. Tenía partidos de Champions a solo tres días después de uno de liga. No quería que mis titulares acabaran fundidos, por lo que los dejaba en el banquillo incluso en partidos muy importantes.

Esto ocasionó lo previsible: conseguí meterme en la finalísima de la Champions eliminando al vigente campeón (el Al-Sadd de Raúl, esperemos que se cumpla en la realidad). Pero mi posición en Liga había bajado hasta la cuarta posición.

fm14-4

Inesperadamente mi equipo empezó a ganar partidos de liga dificilísimos, incluso con los suplentes. Hasta el punto de llegar a colocarme a muy pocos puntos del líder. Todo ello coincidió con la final de la Champions, que me tocó jugarla contra el Suwon. Mal presentimiento.

El Suwon venía de ganar la Copa y estar en posición de ganar la liga. Era el único equipo que podía aspirar al triplete.
El partido fue de infarto. Empezó ganando el Suwon 2-0, y mi equipo logró remontar hasta ponerse 2-3. A falta de 10 minutos para el final sucedió lo imposible: dos goles rápidos del Suwon sentenciaron la final. Suwon 4-3 Seoul. Adiós al sueño de la Champions.

Acabé bastante cabreado y quise terminar la temporada rápidamente y dejar aparcado indefinidamente el juego para ponerme con otras cosas. Pero, una vez, más, el fútbol volvió a sorprenderme. Mi equipo encadenaba victorias una tras de otra. Hasta que a falta de un partido conseguí ponerme líder empatado a puntos con el segundo.

El último partido de liga era una final: si ganaba tenía el título. Si empataba o perdía dependía de lo que hiciera el segundo.

La suerte me sonrió: no tuve que mirar ningún partido más que el mío, puesto que lo gané por 1-4.
Conseguí el título de liga en una temporada memorable, subcampeón de la Champions y campeón de la liga.
Podría haber conseguido el doblete, pero, visto lo visto, me conformo con lo logrado.

Tres títulos en tres temporadas. Sigue sin estar nada mal.

Temporada 4, ????.

Como ya dije antes, decidí darme un respiro al final de temporada y aparcar indefinidamente el juego.
Tengo pensado volver, por supuesto, pero aún no sé cómo. Me planteo varias opciones: intentar conseguir de una vez por todas la Champions con el Seoul o dirigir a España (convocando a Raúl) en el reciente mundial de Brasil 2014.
También pensé en dirigir a El Palo de Málaga. Un equipo de mi barrio que está disputando la segunda división B. Sería un reto grandioso intentar llevarlo a primera.

De momento lo voy a dejar aparcado. Football Manager 2014 ha sido una experiencia gigantesca e irrepetible, pero también agotadora. Para sentirte bien con él es necesario dedicarle una cantidad de horas inhumanas. Algo que ahora mismo, tras 74 horas, no estoy dispuesto a ofrecerle.

Tiene sus fallos, como todos los juegos, pero es imposible exigirle nada más. Football Manager 2014 es un juego tan grande, tan bien hecho, que resulta difícil creer que alguna compañía en un futuro lejano pueda tan siquiera plantarle cara en su género. Recordemos que Fifa Manager terminó por retirarse del mercado.

Antes de acabar quiero reflexionar un poco sobre mi experiencia en FM14. Esto es: setenta y cuatro horas de juego dedicadas únicamente a disputar tres temporadas con un equipo de una liga asiática. Teniendo en cuenta que hay ligas en 51 países, el porcentaje de juego “visto” es ridículo. ¿Véis por dónde voy? No existe un juego o saga en toda la historia que ofrezca tantas formas distintas de afrontar una partida como este. Y que a su vez haya tanta variedad en esa forma de afrontarla.

Football Manager 2014 es… fútbol puro. Y eso no se juega, eso se siente.

26 comentarios para “Análisis: Football Manager 2014”

  • Pepkatran dice:

    Maldito seas… Desde crío soy un fanático de los juegos de gestión de fútbol, y ahora que llevaba años desintoxicado, vienes tú a meterme las ganas otra vez. Y en exámenes. Yo te maldigo, kefka!

  • Kefka dice:

    @Pepkatran: a mí releyéndolo me han entrado ganas de volver a jugar YA XD

    PD: Voy conociendo bien a mis lectores. Antes de publicarlo supe que este juego no le iba a interesar a casi nadie. No me he equivocado xD

  • Pepkatran dice:

    Jajaja, lógico, Kefka. No sé los demás, aunque por las opiniones que sueles dar me imagino que serán parecidos a mí, pero yo leo tu blog por ser un fanático de los jrpg por encima de todo; que oye, relación con un simulador de gestión futbolera, mas bien poca. Pero yo los adoro, Los únicos videojuegos a los que he echado cantidades realmente grandes de horas con colegas son pcfútbol 6.0, pcfútbol 2001, pokemon rojo&plata, tekken 3 y super mario kart.

    PD:sí, jugabamos en grupo al pcfútbol. Cuatro o cinco personas con equipos de la misma liga. Ya podrás imaginar que no parábamos de tocar las pelotas para que la gente hiciese las cosas rápido y nos tocase nuestro turno.

  • aparisius dice:

    Yo me crié con el PC FUTBOL y las viciadas que me pegaba eran monumentales. Siempre me ha hecho ilusión eso de hacer crecer un pequeño equipo de futbol hasta hacerlo llegar a lo más alto. Sin embargo, no he oido muy buenas criticas de las últimas versiones del PC FUTBOL, de forma que me alegro que haya una buena alternativa.

    P.D. Sé que esto no tiene nada que ver con el análisis, pero necesito que me hagas un pequeño favor, Kefka. Resulta que no puedo entrar en mi correo electrónico y hotmail me pide que rellene un formulario para acceder a él. El problema es que una de las preguntas que me hace es que le diga a que correos he enviado emails recientemente y sus asuntos. La cuenta casi que no la gastaba y los últimos emails que recuerdo haber enviado fue al gmail de este blog para enviar un análisis que hice y por el concurso del 4 aniversario del blog. Por eso, me preguntaba si podrías buscar mi correo (es el mismo que mi nick) y decirme los asustos exactos que puse. Te lo agradecería eternamente.

  • Shiki dice:

    Seré franco: me gusta jugar fútbol, mas no verlo (el fútbol como espectáculo). Pero luego del análisis me han entrado unas ganas tremendas de ponerme a con él. Llevo buscando para viciarme de lleno, y parece que lo he encontrado.

  • Kefka dice:

    @aparisius: el último correo coherente que tengo tuyo tiene el asunto “Día del lector LSK”, sin comillas.

    Después tengo otro en el 2013 de SPAM muy extraño, que tiene pinta de haberlo enviado alguna máquina..

    PD: El “nuevo” PC Fútbol es basura.

  • Nahuel dice:

    Las criticas de esta pagina me encantan, pero no supdatean nunca y cuando lo hacen es una critica sobre esta mierda?

  • Kefka dice:

    Pues esta mierda ya se ha llevado más nota que la mayoría de juegos analizados :/

  • aparisius dice:

    Muchísimas gracias, Kefka. El próximo día que te vea te haré un masaje en los pies. xD

  • Bruno dice:

    Me bajé este juego después de leer el análisis y la verdad es que al principio me saturé. (nunca he jugado a un simulador de fútbol TAN COMPLETO). Elegí al Celta de Vigo a modo de reto personal. La pretemporada fue bastante regular mientras probaba diferentes formaciones, La Liga empezó y mi equipo seguía titubeante, aunque acabé encontrando una formación bastante sólida, la cual me ha permitido acabar la primera vuelta de la Liga en 7º posición con opciones de competir con los de arriba.

    Aunque lo que de verdad me hizo ‘vibrar’ fue La Copa del Rey, en la primera ronda me tocó el Villarreal (3º en Liga). Como era de esperar perdí 1:0 en su estadio, pero gracias a un 2:0 a domicilio conseguí avanzar a la siguiente ronda. Estaba contento, había eliminado al 3º clasificado en La Liga, seguro que el siguiente rival sería más fácil, pero me equivocaba.

    El destino fue caprichoso y decidió emparejarme con el FC Barcelona (mucho mejor que el de la vida real). Ya había sufrido una derrota (2:0) en el Camp Nou en Liga… Las cosas en Copa no iban a ser muy distintas.

    Primer partido en Balaídos, me voy al descanso con 0:1 en contra, la cosa pintaba mal. Ocurrió lo inimaginable, un gol tempranero y otro al final del partido me dieron la victoria final (2:1). Sin embargo, aún quedaba el último escollo en el Camp Nou.

    Minuto 18, 2:0 en contra…Vale… El Barcelona dominaba y el Celta no tenía apenas ocasiones de gol. Minuto 45+1, Puyol me regala un penalti estúpido en el tiempo añadido, (2:1). Con esto la eliminatoria estaba igualada, un gol practicamente me clasificaba para cuartos pero el Barcelona seguía dominando, (Yo tenía puesto el autobús en la portería). Y funcionó, contra letal y gol (2:2), los últimos diez minutos fueron de relleno.

    Ah.. si el juego mola y eso… Voy a seguir jugando…

  • Kefka dice:

    @Bruno: ¿y qué pasó después? xD Imagino que no llegaste a ganarla…

  • Bruno dice:

    @Kefka Aún estoy jugándola! Ahora me toca contra el ‘Graná’ en cuartos. No se porqué pero el Granada es buenísimo en mi temporada (van quintos o así) Cuando acabe haré un miniresumen con mis conclusiones.

  • Kefka dice:

    Aprovecho para avisar que han rebajado temporalmente a 10€ el juego en Steam. CORRED.

  • Ja1Me dice:

    Que grande El Palo! Claro que si Kefka, yo te animo desde tierras rumanas 😀

    Mi perdición era cuando tenía no se si 8 o 9 años cogerme en el PC Futbol 6 y 7 en la Liga ProManager al Melilla, y liarla parda con el

    Tuve una epoca con el Total Club Manager 2004 pero hoy en dia no tengo la paciencia suficiente para dedicarme a uno de estos gestores deportivos.

    Quizas este verano entre ir a la playa y hacer el amor con una guiri despistada tenga un rato, pero acabo de configurar el ePSXe y será mi ocupación

  • Bruno dice:

    Bump informativo.

    En liga continúo 6º con opciones de Europa League e incluso Champions. En la Copa me enfrenté al Granada, en el primer partido gané fuera 2-4, nada que destacar la verdad, fue un partido ‘facilón’.

    Quizás fué por estar centrado en la Copa, pero el Betis me endosó un 0-5 a domicilio antes de que el Granada jugase la vuelta en mi estadio. La moral de mis jugadores estaba por los suelos… Mal asunto.

    El partido empezó bien, 1-0 a favor al descanso. La segunda parte iba a ser un paseo, o eso pensé, pero un gol tempranero y un penalti en contra pusieron al granada por delante 1-2. A falta de 20 minutos el Granada marcaba otro gol 1-3…

    La eliminatoria estaba empatada, (5-5) pero me clasificaría por los goles a favor fuera de casa, sin embargo un gol del Granada me dejaría fuera de la semifinal… Afortunadamente el marcador no se movió.

    A semifinales! Para no perder la tradición me tocó el rival más difícil posible. El Real Madrid. En el partido de ida en el Bernabeu me fuí al descanso con un 1-1 en el electrónico… Nada mal, pero la segunda parte fue un infierno.

    No tuve apenas ocasiones. El Madrid fue un vendaval, pudieron caerme 8, pero solo fueron 2… Resultado 3-1, la cosa pintaba mal. Empaté en liga y la moral de mis jugadores era bastante baja, decidí hacer algunos ajustes en la alineación y las órdenes, algo desesperado.

    En Balaídos me sorprendió ver como el Celta le jugaba de tú a tú al Real Madrid. Sin embargo el resultado era 0:0 al final de la primera mitad. Hice 1 cambio y cruzé los dedos. en el minuto 57 llegó el ansiado gol (1-0), aunque necesitaba un 2-0 para pasar a la final. En el minuto 73 volví a marcar. Lo tenía claro, este resultado había que defenderlo con uñas y dientes.

    Cambié la mentalidad a ‘contención’ y hice mis dos últimos cambios. En el minuto 83 y aunque estaba jugando a la defensiva, marqué otro gol 3-0. No me lo podía creer, y con ese resultado se acabó el partido. Clasificado para la final! Mi rival será el Levante, el cual ganó al Atleti también contra todo pronóstico.

    Se puede ganar la Copa…

  • Gabo dice:

    Eres un crack Kefka, pocos juegos brindan una oportunidad de meterte tanto en ellos, me pasó una vez con final fantasy tactics advance, tu relato sobre las tres temporadas vividas en la K-League son tan cercanas a leer Marca con el presente relato de la liga que se acaba de llegar el Atlético y el subcampeonato en Champions, definitivamente lo jugaré, me enamoró tu relato de FM14

  • M. dice:

    Una pregunta, este juego tiene algun tipo de contenido online? Y si es así, este análisis se hizo considerando esa experiencia o está completamente basado en el juego en solitario? Saludos.

  • Kefka dice:

    Tiene modo online que consiste en echar una liga o torneo con otra gente. A mí no me gusta mucho porque al ser un juego tan lento y que requiere de tanto trastear en el menú, cuando juegas con gente todo el mundo empieza a meter prisas y al final acabas jugando sin prestarle toda la atención que deberías a aspectos importantes.

    En el análisis solo hablo del modo offline, que es lo importante.

  • Bruno dice:

    Ya he acabado mi primera temporada en FM14,y la verdad… Me siento como si no supiera lo que estoy haciendo. Me había clasificado para la final de copa que disputaría contra el Levante en el Santiago Bernabéu. En Liga las cosas iban bien, estaba 5º a solo 2 puntos del 4º clasificado, plaza que da acceso a la champions league.

    La final de copa fue un partido extraño, por no decir otra cosa. En el minuto 28 el arbitro no me pitó un penalti muy claro, me fuí al descanso con un 1:1 en el marcador. Controlaba el partido, pero perdí la final 1:2 contra el Levante (que acabado descendiendo a Segunda División a final de temporada). La derrota debió afectar a la moral de mis jugadores, porqué en las siguientes citas ligueras los resultados fueron desastrosos.

    Después de 3 derrotas consecutivas, llegué al penúltimo partido en 6º posición, mi participación en la Europa League estaba en peligro y mis dos últimos rivales no eran moco de pavo. Primero el Real Madrid y después el Valencia. Logré llegar al descanso 0:0 contra el Madrid, pero en el minuto 46 me expulsaron a un jugador y al poco rato se me lesionó un defensa. Pero se les debió aparecer la virgen a mis jugadores porqué acabaron ganando por la mínima (1:0).

    Me clasifiqué para la Europa League a falta de un partido intrascendente contra el Valencia. Me expulsaron a 1 jugador y me lesionaron a otro, perdía 2:0 al descanso, pero de nuevo, se les apareció la virgen y lograron empatar 2:2 para despedir de forma digna la temporada.

    El juego me gusta, pero a veces me sorprenden los resultados y creo que no se asemejan a lo que yo hago… Aunque eso también pasa en el fútbol de verdad, es algo que me confunde.

  • Kefka dice:

    @Bruno: Con tan pocos datos que expones es difícil saber qué es lo que ha podido pasar. Entran en juego tantos factores que realmente se hace necesario estudiar toda la trayectoria para ver por dónde van los tiros.

    Moral de los jugadores, cansancio por acumulación de partidos, conflictos internos entre ellos, falta de físico en los suplentes, etc… Todo puede afectar.

    Aunque simplemente puede ser que tu equipo es el Celta, no te esperes ganar un título en la primera temporada, que esto no es el FIFA o el PES xD

    Cuanto más juegas, más aprendes, y menos errores cometes. A mí me costó tres temporadas coger el ‘ritmo’ y hacerle frente a todos los imprevistos que van surgiendo. Y eso que me cogí a uno de los mejores equipos de la K-League. Si me llego a elegir a uno de mitad de tabla a saber si tendría algún título en mis vitrinas.

    Aprovecho para comentar que he vuelto a caer en las garras del juego. He jugado un mundial con Corea y me han dado la paliza más grande de mi vida (mejor no doy datos).
    Voy a volver a empezar partida cogiéndome a España y después probablemente continúe mis andadas en la K-League con Seúl.

  • Bruno dice:

    Intenté continuar con el Celta, pero nada más empezar la segunda temporada, te quedas sin Rafinha y Arruetxe (dos cedidos del Barça y Athletic), los cuales eran imprescindibles para mi. Como el Celta no tiene ni para fichar al panadero del pueblo, no pude apenas reforzar al equipo.

    No voy a explicar mi experiencia, pero ya os podeis imaginar el percal. Decidí aparcar la partida, (probablemente nunca vuelva a retomarla.)

    He empezado una nueva partida como entrenador del Eintracht Frankfurt, decidí seguir una guía y adapté como pude las estrategias y el esquema táctico a mi nuevo equipo.

    Funcionó, oh si ya lo creo. No recuerdo todos los resultados, pero llevo más de 10 partidos y aún sigo invicto… Todo victorias menos un empate.

    Entre los resultados más llamativos:

    4-0 a la Juve (Pretemporada)
    4-1 al Bayer Leverkusen
    3-1 al Olympique de Lyon (UEFA).

    Si a alguien le interesa la formación es 4-2-3-1, a la contra y fluida. Entrenos equilibrados o jugadas de ataque. Normalmente juego por las bandas, pases al hueco o colgados, jugando con la defensa adelantada y presionando a los rivales. Obviamente doy diferentes ordenes según el rival y/o resultado.

    * Dato curioso: En mi temporada con el Celta, la final del mundial fué Argentina – Alemania, ganaron los bávaros por 2-3, España llegó a cuartos (volviendo a la normalidad jaja).

  • Nicolas Flamel dice:

    Buen análisis, debo decir que al igual que a ti, me sorprendió el esfuerzo que pusieron en representar la organización de las ligas lo mas fielmente posible a sus contrapartes reales, igual coincido en lo extremadamente irreal de la cantidad de lesiones que puedes tener a lo largo de la temporada, no se a ti, pero a mi incluso en una ocasión, un jugador se lesionó 3 veces seguidas!!! (y cuando digo seguidas, es literal, justo el día que supuestamente se recupero de la 1a y 2a lesiones, ocurrió la siguiente, xD!).

    La versión que jugué fue la de PS VIta, la cual encarecidamente NO recomiendo a nadie (me refiero a la versión de FM 14, no a la consola), pues tiene algunos Bugs graves y diversas faltas de optimizacion (que recuerda a lo que pasa en algunos juegos para móviles, que en algunos modelos funcionan perfecto, pero en otros tienen ligeros fallos), que afortunadamente, o al menos los bugs, pueden evitarse en su mayoría, aunque alguno a costa de sacrificar algunos aspectos del juego.
    Esta versión ademas, tiene únicamente el modo “classic” de la versión de PC (y ligeramente “rebajada” comparado a esta, aunque la esencia se mantiene), pero aun así se puede disfrutar (aunque se “a menor escala”) de casi todo lo que mencionas.

  • Kefka dice:

    Yo estuve tentado de pillar también la versión de Vita, porque se compartía la partida guardada. Pero luego leí demasiadas cosas negativas… Y total, teniéndolo en PC tampoco necesito más.

    En octubre sale el FM2015, por cierto.

  • JOSE dice:

    hola, me podéis leer?

  • JOSE dice:

    Antes he hecho una primera incursión a modo de prueba y veo que se queda bien publicado, a ver he leído la descripción de KEFKA sobre football manager 2014 y la verdad me ha encantado, yo estoy pensando en comprarme el de 2015 para PC, ya que me parece que en PS3 no se ha hecho, pero temo que encuentre muy difícil el juego y no sepa por donde salir, me podéis decir si es fácil la primera vez aprender a jugar????????????Gracias y un saludo.

  • Kefka dice:

    Desde luego que no es fácil la primera vez. Pero siempre puedes escogerte equipos grandes que no requieren tanta atención y esfuerzo para conseguir las victorias.

Deja un comentario

Feed y redes sociales
Feed de Legend SKTwitter de KefkaFacebook LSKYouTube LSK
Entra y lee todos nuestros análisis
Buscar por Juegos
Buscar por Plataformas
Mini-Secciones
Archivos
Compteur Visitehomepage besucherzählercontador de usuarios online