Juego: The Sly Trilogy HD
Género: Plataformas – Aventura
Plataforma: PlayStation 3

Volvamos con el tema de los remakes HD. Ya hemos mencionado que la mayor parte de las veces molan y que, debido a algún extraño microchip orgánico que las compañías han implantado en nuestros cerebros , en ocasiones sentimos la urgente necesidad de volver a comprar esos títulos que tanto nos gustan en cuanto remake o makeup salga por ahí. Y el que diga que no, ya le quiero ver cuando falte una semana para la salida del MGS Trilogy HD.

Pero en el caso de los juegos de Sly Cooper, franquicia exclusiva de Sony, poco revuelo se montó. En mi caso, al menos, ya que cuando salió el primero de estos juegos yo estaba muy ocupado tratando de conseguir el último dog tag en MGS 2 y así alcanzar el 100% en todas las dificultades… una década antes de los trofeos. :3…

Así que, cuando pillé el Sly Collection, lo hice por los trofeos curiosidad de ver  qué era esa saga que tantos parecen adorar con locura. Los trofeos No es bueno ser inculto en esto de los juegos cuando tienes una imagen que mantener. Y, por supuesto, los trofeos.

Sly Cooper y el Ladronius Mapáchibus

Sly es un joven ladrón, famoso pero inexperto (quizás famoso gracias a ser inexperto), descendiente de la legendaria familia de mapaches ladrones internacionales, los Cooper. Se crió en un orfanato ya que sus padres fueron brutalmente asesinados para robarles (qué ironía) el mítico libro de los Cooper, el Ladronius Mapáchibus.

Buscando superarse, él y su dos amigos de la infancia, la tortuga Bentley y el hipopótamo Murray, deciden restaurar el honor de la familia, recuperando el libro y, por supuesto, usándolo para aprender las técnicas legendarias de los mejores ladrones de toda la historia.

Imagen de previsualización de YouTube

¿Por qué me veis así? ¿Que os parece una chorrada ese cuento de animales, ladrones y demás? Bueno sí. La verdad es que no es ni lo más profundo ni lo más adulto que podemos encontrar. Pero venga, que es un juego “Rated T for Teen”.. Y aún así, tendréis que aceptar que la típica historia de los juegos para críos (que Kefka y otros adultos también juegan) “La tortuga mala ha secuestrado a la princesa, vamos a rescatarla atravesando mundos llenos de color y monedas”… en comparación con una historia de robos, traiciones, asesinatos y tensión sexual entre el protagonista y la agente de la Interpol que le persigue, por muy infantil que lo pinten, es algo una pizca más interesante.

El primer juego de Sly es bastante soso y lineal. Viajas por una serie de países buscando enfrentarte a los miembros de la banda de los malos uno por uno, y en cada sitio deberás superar varios niveles de plataformas con altas dosis de stealth. Los típicos coleccionables (en este caso botellas con pergaminos en su interior) te permitirán acceder a páginas del libro que te enseñarán técnicas para facilitar la aventura. Que no mola nada eso de hacerte invisible o de matar a los guardias sin que te detecten, qué va.

Imagen de previsualización de YouTube

Las batallas contra los jefes son quizás lo más gracioso del juego, siendo todas diferentes entre sí, y parodiando en todo momento a algún videojuego famoso. Mención especial para la batalla en los pantanos: Space Channel Five Rulez.

Obviamente, con la competencia que hay en la actualidad en éste género, Sly 1 no tiene nada que hacer. No porque sean muchos los juegos buenos, cosa totalmente falsa, sino porque los pocos “importantes” (para no entrar en subjetivismos ni hablar de Nintendo) son bastante … “importantes”. A pesar de tener mucha más variedad jugable que su competencia, incluyendo misiones de carreras, o de shooters, Sly 1 ya lo tenía crudo para superar juegos incluso dentro de las exclusividades de Sony. Pero aún así, triunfó lo suficiente como para conseguir una secuela.


Sly Cooper 2: Ladrones de Guante Blanco

Una vez destruido el líder de la malvada banda rival, Sly podría continuar su vida de robos y glamour, habiéndose convertido en el mejor ladrón del mundo. Por supuesto, si las cosas se quedaran siempre en un final feliz, no venderían secuelas, por lo que esta vez, una nueva banda rival se ha dedicado a buscar partes del malvado enemigo de los Cooper, como si de un Drácula de sábado por la mañana se tratara. Para evitar una catástrofe internacional, y para evitar la posible resurrección del malo malísimo, Sly y los chicos deberán robar dichas piezas de los escondites de sus enemigos.

Las mejoras e innovaciones en el segundo juego de la saga fueron notables. Sacrificando la cantidad de niveles distintos, se optó por un enfoque más aventurero. Cada “mundo” (país, en realidad) al que la banda de Sly viajará será un gran escenario en el que deberemos realizar una cantidad nada despreciable de misiones, siempre enfocadas en el desenlace final: un gran robo al más puro estilo cinematográfico.

Imagen de previsualización de YouTube

La jugabilidad se pulió bastante, y manejar a Sly se convirtió en una delicia. El control, sin ser milimétrico, era lo suficientemente preciso y amigable como para mantener en todo momento la fluidez de la aventura. Añadiendo, para enriquecer más el pastel, bastantes misiones en las que es necesario jugar con los colegas de Sly, enfocándose cada uno en un estilo de juego totalmente diferente, aunque no tan bien logradas como las del protagonista principal. Sin olvidar, por supuesto, las misiones  shoot’em ups, shooters, stealth, coleccionables y minijuegos varios, convirtieron a Sly 2 en una aventura bastante más larga y disfrutable de lo habitual.

Las aventuras en esta segunda entrega fueron mucho más interesantes que las de la precuela, los enemigos tenían más protagonismo, hasta el punto de ser el eje central de cada capítulo.

El estirón que pegó la saga en su crecimiento fue sorprendente, y a partir de Sly 2 ya se podía hablar de una franquicia con identidad propia.

Sly Cooper 3: Honor entre ladrones

El tercer juego es, en mi opinión, el definitivo, el más característico y el que sentará las pautas para la eventual cuarta parte. Manteniendo el esquema de “grandes escenarios con infinidad de misiones variadas”, pero añadiendo muchos más personajes jugables, cada uno con su propio estilo o incluso, su propio género.

Indagando más sobre sus ancestros, Sly descubre que tenían una bóveda secreta con todos los tesoros acumulados a lo largo de la historia. Los problemas empiezan cuando caen en cuenta de que la isla secreta donde se escondía la bóveda había sido comprada por el Dr. M, un desquiciado científico con un oscuro pasado.

Imagen de previsualización de YouTube

Para llegar a la isla, acceder a la bóveda y derrotar al enemigo de turno, la banda de Sly deberá viajar por todo el mundo reclutando criminales especialistas en distintos campos, en un simpático y agradecido homenaje a la grandísima “Ocean’s Eleven”.  Se sacrificó la búsqueda de coleccionables (que ya se hacía pesada) para poder añadir, nuevamente, todo tipo de misiones varias, esta vez incluso FPS, convirtiendo a Sly 3 en uno de los juegos más variados que puedo recordar. Obviamente, no es un Little Big Planet 2, pero para su época tenía un nivel espectacular.

Lo mejor del juego, y es algo de lo que se nota su evolución desde los orígenes de la saga, es que llega un momento en que no sientes que estés jugando, sino más bien, viendo una serie de dibujos animados de Disney, de esos que tanto molaban como Pato Aventuras o Darkwing Duck. Cada misión está ligada a la siguiente, y en una nada despreciable cantidad.

Sly Collection

Habiendo repasado los juegos que componen el título en cuestión, es hora de las conclusiones.

Técnicamente los juegos no han sufrido ningún cambio con respecto a sus versiones originales. Siguen siendo el mismo juego con los mismos fallos de la versión original. Afortunadamente, el control de calidad de Sucker Punch fue bastante esmerado en su momento y, salvo un par de parones casuales o un movimiento de cámara incompetente en determinadas ocasiones, los juegos funcionan bien.

La música mantiene en todo momento un buen nivel pero pasará sin pena ni gloria. El doblaje es bastante simpático y a pesar de lo genérico de las voces enemigas, las conversaciones que llevan en todo momento los protagonistas están bien logradas y ayudan con el cometido.

Imagen de previsualización de YouTube

Visualmente no está nada mal. Se nota y se entiende que los modelados son extremadamente simples, pero no chocan tanto en la retina como los de, por ejemplo, la PoP Trilogy. Ayuda, por supuesto, el correcto uso del cell shading.

La compatibilidad con el Move es anecdótica, limitándose a unos minijuegos en el menú de inicio que, sinceramente, son incluso menos divertidos que el propio menú.

Por separado los juegos de la colección destilan personalidad propia y tienen bastante “material”: si bien el primero es bastante cortito (unas 4  horas si vas a saco), los otros dos son mucho más largos de lo habitual. Así que, a vuelo de pájaro, el Sly Collection te puede dar, fácilmente, más de 40 horas de oficio lúdico.

Por supuesto, esto no necesariamente es bueno, ya que 40 horas de dibujos animados, por muy simpáticos que sean, no suele ser un plato muy apetecible para todo el mundo. Pero estoy convencido de que, si además de jugarlo tú, se lo dejas a ese primito fastidioso, o a esa novia que se aburre con los biutycoles va a ser una inversión bastante apreciada.

Imagen de previsualización de YouTube

¿Molará Sly Cooper 4? Siempre que no baje del nivel impuesto por el 3, creo que el próximo juego de la saga dará mucho de qué hablar. Así que, si no queréis que os pille sin saber de qué va, dadle una oportunidad a la saga. No es lo mejor que habréis jugado (ni en la generación anterior ni esta), pero quizás podáis conectar con vuestro yo más inocente, aquel al que después de pocos capítulos terminó cayéndole bien el acaudalado tío de Donald  y no se cansaba nunca de ver en acción a Pato Aparato.

Imagen de previsualización de YouTube

En el peor de los casos, al menos conseguiremos que Sly Cooper nos robe (jeje) una sonrisa tonta.

No hay respuestas para “Análisis: The Sly Trilogy HD”

  • Tony dice:

    Mola lo de los remakes HD, contengan variaciones HD o no… yo espero con ansia el de ICO y Shadow of the Colossus.

    Gran análisis! Pero los plataformas para mí hace tiempo que perdieron interés… como mucho LBP, y ni eso, ahí lo tengo muerto de risa.

  • Kefka dice:

    Yo creo que eres el único tipo de la tierra que ha jugado a este juego xD

  • Shock dice:

    Parece una mezcla del Spyro y el Alpha Protocol

  • Cloud dice:

    ¿Cómo puedes decir que son pesadas las búsquedas de botellas si son opcionales? El que no las quiera buscar, que no lo haga. Para mí fue un error que el 3 no las tuviera, es algo que alarga la vidilla del juego y te ayuda a familiarizarte con el escenario para cuando hagas sus misiones.

    Me gustó más el 2 que el 3. A ver si sacan el 4.

  • Gold-St dice:

    Cuando metes un juego en la consola todo es opcional, desde presionar start hasta dejar de jugar para ir al curro.

    En lo que respecta a los coleccionables, sí se termina haciendo pesado, especialmente cuando te queda uno y llevas una hora dando vueltas a lo tonto por el mismo escenario. Y quisiera señalar el vacío legal en nuestro idioma en el que para muchas personas que “algo se haga pesado” es igual a que “algo sea pesado”.

  • Nicolas Flamel dice:

    Hace poco tiempo termine el primero (el platino mas fácil de la historia, XD!!!) y se me hizo entre normal y malo; al principio la camara me causaba nauseas (literalmente) y varios aspectos del juego me parecieron un poco frustrantes. El 2 voy poco mas de la mitad y coincido en que mejora y mucho respecto al primero, aunque despues de un rato se vuelve un poco monotono, aunque poco comparado al primero.
    Yo lo pille en “oferta” en la Store, solo por eso no siento que Sly me haya “robado”, XD!!!

    Definitivamente entretiene un rato esta saga, espero pronto acabar el segundo y ver que onda con el 3ro, y checar tambien con el 4to que creó que ya esta disponible una demo o beta o algo asi.

Deja un comentario

Feed y redes sociales
Feed de Legend SKTwitter de KefkaFacebook LSKYouTube LSK
Entra y lee todos nuestros análisis
Buscar por Juegos
Buscar por Plataformas
Mini-Secciones
Archivos
Compteur Visitehomepage besucherzählercontador de usuarios online